REMOLINO SINDICAL

PARO NACIONAL UNIVERSITARIO

En la UABC, en el estado de Baja California, habrá una marcha que exige el pago de los apoyos retenidos. En la UACH, el paro incluye a maestros y personal administrativo. La crisis hizo que más de 50 sindicatos universitarios se reunieran en la Ciudad de México en la Cámara de Diputados con la Comisión de Presupuestos y donde el tema no fue solicitar los apoyos retenidos y cancelados, sino la exigencia de reactivar los apoyos entre ellos el aumento salarial que ha sido siempre inferior a la inflación y ha colocado el aumento como una “pecata minuta” cuando siempre ha sido una exigencia legitima.

En un comunicado del Sindicato de Personal Académico de la Universidad Autónoma de Chihuahua (SPAUACH), se informó que hubo un acuerdo en la última Asamblea General de la Confederación Nacional de Trabajadores Universitarios, la CONTU, un “Paro Nacional de labores”. La fecha propuesta es el próximo 9 de octubre del presente año.

“El objetivo es dejar en claro que los universitarios se suman a los esfuerzos de sus organizaciones sindicales para exigir mayor presupuesto al gobierno de México” dice el citado documento en una de sus partes.

Benito Aguirre Sáenz, Secretarios General del SPAUACH, mencionó que estas acciones pretenden garantizar “cobertura y educación de calidad”, resolver los problemas estructurales de las universidades públicas, evitar que sigan los recortes en materia educativa a nivel superior así como garantizar los derechos contractuales de los trabajadores sindicalizados.

La Universidad Autónoma de Chihuahua tiene presencia en los municipios de Ciudad Juárez, Chihuahua, Camargo, Parral, Delicias, Cuauhtémoc, Madera, Ojinaga, Guachochi, Guadalupe y Calvo, Guerrero; cuenta con 15 unidades académicas y atiende a una matrícula superior a los 30 mil estudiantes en sus diversos programas educativos.

Otros sindicatos e instituciones de educación superior esperan dar un pronunciamiento a más tardar este próximo lunes, ya que por normativa deberán informar a sus comités ejecutivos y a los comités de representantes antes de tomar una decisión que impacta a la comunidad en lo general, sobre todo en los procesos administrativos y sus posibles consecuencias.

En conclusión, aún no pasa un año completo y al parecer la relación entre los sindicatos universitarios y el gobierno federal no ha sido la mejor relación. Lo que sorprende es que los principios del Estado moderno de esta cuarta transformación no atiende a los sabios consejos del príncipe de la política, Maquiavelo ya hubiera atendido la crisis y la hubiera resuelto. En fin, el paro nacional universitario será la primera gran desmovilización pacífica para concientizar al gobierno federal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *