Las Mujeres Viven en una Violencia Ejercida Desde el Poder, en el Àmbito Público y Privado

Las Mujeres Viven en una Violencia Ejercida Desde

el Poder, en el Àmbito

Público y Privado

***Salario Rosa ejerce violencia política y económica contra mujeres

 

Toluca, Méx., Al pronunciarse con motivo del Día Internacional de la Mujer a nombre del Grupo Parlamentario de Morena, la diputada Anais Miriam Burgos Hernández, aseveró que poco hay que celebrar en la entidad mexiquense, pues las mujeres tienen miedo de perder la vida por ser mujer, son víctimas de feminicidios, padecen la discriminación y desigualdad de género.

“Hay poco que presumir y celebrar el próximo 8 de marzo en el Estado de México, discursos vienen, iniciativas pasan y presupuestos que se asignan, todo sin duda sirve, pero la realidad es que los feminicidios, la discriminación, la desigualdad de género y el miedo de perder la vida por ser mujer, están presenten en nuestro día a día”.

Adicionalmente, sostuvo que cuando una mujer es violentada de alguna forma; física, sexual, digital o política, no solamente es agredida, desvalorizada y humillada, sino todavía tiene que luchar por tener acceso a la justicia.

La deuda con las mujeres es enorme y se refleja en las estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, que registró 14 feminicidios a inicios del 2022, el número más alto de los últimos cinco años, lo que debe ser motivo de vergüenza para el gobierno.

Anaís Burgos sostuvo que la desigualdad entre mujeres y hombres es reproducida en diversas prácticas sociales de discriminación hacia las mujeres, en los ámbitos privados como el hogar y la familia, así como en espacios públicos como la escuela, el trabajo, los negocios y la política.

“Como legisladoras y legisladores, tenemos una responsabilidad que va más allá de nuestras ideologías, de nuestra moral o de nuestras tradiciones, esto no debe ser factor que impida aprobar iniciativas como la interrupción legal del embarazo y con ello permitir que mujeres, niñas y adolescentes sigan muriendo por no tener acceso a servicios de salud para dejar atrás el aborto clandestino, o que más niñas de entre 10 y 15 años sean obligadas a ejercer una maternidad que ellas no buscaron, compañeros y compañeras, respóndanse, ¿Qué niña quiere ser mamá, siendo una niña? ¿Cómo actuarían si fueran sus hijas, hermanas o alguna familiar?”, apuntó la morenista.

Otro ejemplo de violencia ejercida desde el Estado, aseveró, es no incluir de manera universal al programa emblema de la tarjeta Salario Rosa a todas las mujeres pues enfrentan amenazas de las operadoras del programa emblema, “eso es violencia económica y política”.

Lamentó que hoy en pleno siglo XXI, hoy las mujeres no puedan decidir con quién casarse, pues se han entrampado en no legislar el matrimonio igualitario, por lo que debe ser responsabilidad del Poder Legislativo la lucha por la igualdad de género y los derechos humanos de las mujeres.

“Que quede claro: no puede haber paz ni progreso ni igualdad sin los mismos derechos y plena participación de las mujeres; y no puede haber igualdad de género sin el goce pleno de todos nuestros derechos, nuestro derecho a la salud sexual y reproductiva, a la educación, a un salario justo, esenciales para el empoderamiento de las mujeres y la igualdad de género”.

Burgos reiteró que los integrantes del Grupo Parlamentario de Morena refrendan su compromiso, no con discursos, sino con hechos, que están de lado de las mujeres, que son un grupo feminista, ya que la cuarta transformación significa transformar discursos ideológicos en acciones concretas, dejar la simulación y las cuestiones de partido por una verdadera revolución de conciencias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.